Una boda religiosa requiere de una serie de trámites administrativos que a veces nos pueden confundir e incluso provocar problemas a última hora.

Saber bien cuáles son los documentos y requisitos que la Iglesia pide para celebrar la ceremonia de tu boda te ayudará a organizarte con tiempo desde el primer momento.

Aunque cada diócesis establece sus normas, siendo muy similares en todas ellas, sobre todo en las parroquias de una misma localidad o región, hay algunas cosas comunes a todas al menos en España.

Una vez que tengas claro la iglesia en la que queréis casaros y hayáis reservado el día de la boda, el propio párroco será el que os vaya indicando lo que tenéis que hacer.

1. Reunión con el sacerdote

Lo primero será conocer al sacerdote que va a oficiar la ceremonia. Puede ser que sea ya conocido y por eso le habéis elegido o que simplemente sea el párroco de la iglesia que os gusta y no sepáis nada de él.

La antelación con la que se recomienda esta primera cita con el cura dependerá de si vivís en la misma ciudad donde os vais a casar, de si ambos pertenecéis a la misma parroquia. Pero más o menos tendréis que acudir a hablar con él con un mínimo de seis meses de antelación.

2.Cursillos prematrimoniales

La mayoría de las parroquias solicitan la realización de un curso prematrimonial que podéis hacer allí mismo o en cualquier otra localidad. Existen incluso cursos online o poblaciones donde los imparten en un fin de semana para parejas que no tienen disponibilidad durante la semana o viven en ciudades diferentes y les resulta complicado asistir a las clases los días laborales.

Si estáis en la ciudad donde vais a casaros, pedir información sobre las fechas y parroquias donde hay cursos prematrimoniales porque puede que algún horario os encaje.

Si no, buscad en Internet o incluso en poblaciones cercanas las opciones que tenéis y elegid la que os resulte más cómoda.

También en los periódicos locales y regionales suelen anunciar las fechas y en las propias parroquias colocan la información con antelación suficiente para que os de tiempo a apuntaros.

3. Documentación necesaria

El párroco que os corresponda se encargará de abrir vuestro expediente matrimonial e incluir todos los documentos necesarios para formalizarlo. Has de tener en cuenta que los tendréis que entregar con una antelación previa de seis meses al día de la boda.

El Estado reconoce el matrimonio canónico como legal y por tanto no es necesario acudir al Registro Civil ni al Juzgado. El párroco se encargará de esos trámites administrativos al finalizar la ceremonia y tras ella vuestro matrimonio tendrá validez plena.

Sin embargo, para recoger vuestro libro de familia sí tendréis que ir al Registro Civil con el certificado de matrimonio que os entregará el sacerdote.

La documentación más común que suelen pedir para una boda religiosa es:

  • Una fotocopia del carné de identidad de ambos contrayentes
  • Vuestra partida de bautismo. Ésta la tenéis que solicitar en la parroquia donde os bautizaron, por lo que si fue en otra ciudad, necesitaréis más tiempo para que os la envíen o acudir a recogerla.
  • Certificado literal de nacimiento. Para este documento sí tenéis que solicitarlo en el Registro Civil de la ciudad donde nacisteis.
  • Certificado de fe y estado (también se pide en el Registro Civil).
  • Fotocopia de la hoja del libro de familia de vuestros padres en el que estáis inscritos.
  • Dos testigos, mayores de edad, que os conozcan desde hace tiempo (les harán preguntas sobre vuestra relación para “asegurarse” de que estáis preparados para contraer matrimonio)

De boda civil a boda religiosa

Hay parejas que primero se casan por lo civil y después de un tiempo quieren celebrar una boda religiosa. Si es tu caso, necesitaréis  un certificado del matrimonio civil y una fotocopia, que os facilitarán dónde os casasteis.

Divorciados tras boda civil

En el caso de que uno de los dos esté divorciado y el matrimonio anterior se contrajera por lo civil, la documentación que van a pedir es la partida del matrimonio civil legalizada y la sentencia firme de divorcio del anterior matrimonio civil.

Son muchos casos los que pueden darse a la hora de casarse por la Iglesia, por lo que te recomendamos que si tienes una situación diferente a las que te hemos contado, te informes en la parroquia para que os indiquen cada uno de los pasos que tenéis que dar.

Incluso una wedding planer puede tener información al respecto, ya que se encarga de organizar vuestra boda y todo lo que vais a necesitar para que vuestro día sea perfecto e inolvidable.

 

Spread the love